El aceite de ajo o alioli como se le conoce en España, es principalmente una salsa preparada a base de aceite de oliva, ajo y una pizca de sal. Su origen se remonta a mucho tiempo atrás en Levante España en la que originalmente se preparaba machacando o majando los ajos y mezclándolo con aceite de olvida hasta formar una crema. Incluso existen morteros especiales que se usaban y aun usan para tal fin.

Hoy en día su fabricación es mucho más sencilla debido a los avances de la tecnología y la cantidad de empresas que fabrican este aceite, se pueden encontrar en el mercado muchos tipos de variedades y versiones las cuales casi todas se usan para un mismo fin que es la gastronomía.

Propiedades del aceite de ajo

Sus propiedades son variadas ya que contiene antisépticos, antibacterianas, antiespasmódicos, colagogas, diuréticas, depurativas y antioxidantes.

aceite de ajo

Es por estas propiedades que el aceite de ajo es tan beneficioso para nuestro sistema inmunológico, ya que lo hace más estable y fuerte ante amenazas de bacterias y virus que causan estragos en la salud de nuestro cuerpo. También, contiene grandes cantidades de vitamina K, vitamina E, vitamina A, vitamina B1 B2 B3 B4 B5 B6 B7 B9 B12, yodo, nutrientes, hierro, proteína, calcio, fibras, calcio, potasio, zinc, carbohidratos, magnesio, sodio entre muchos otros.

Beneficios del aceite de ajo

Existen numerosos beneficios que nos brinda esta planta. Por ejemplo, como suplemento alimenticio tiene un componente llamado Alicina.

Este compuesto que también está presente en el aceite nos brinda su propiedad antiséptica y antibacteriana, que nos puede ayudar a perder peso. Ciertamente el ajo es uno de los vegetables que más beneficios contiene en todo el reino natural. Ya que, su uso es muy complejo y variado debido a los numerosos beneficios que esta aporta.

¿Qué es el aceite de ajo y perejil?

El aceite de ajo y perejil sirve como acompañamiento en platos de comidas, se puede usar tanto para cocinar como para agregarlo directamente sobre una ensalada. Además, se puede conservar perfectamente en la nevera o un refrigerador.

¿Qué es el aceite de ajo macerado?

Para entender mejor como se obtiene este aceite hablemos de unos de los procesos químicos más extraordinarios que existen hoy en día como es la maceración. Básicamente esta técnica consiste en la extracción de solido a líquido.

Es decir, la materia prima (solido) posee una serie de componentes solubles de líquidos extractan tés que son los que se pretenden extraer, en este caso el agente extractante (liquido) a menudo es agua. Aunque también se usan otros líquidos como el vinagre, jugo, alcohol principalmente el etanol. También aceites vegetales que deben o no ir aderezados con diversos ingredientes para cambiar las propiedades de extracción del líquido.

A menudo suele hablarse mucho en la industria química de las extracciones, pero cuando se habla de los alimentos, plantas o hierbas entre otros productos alimenticios se usa el término de la maceración para que no haya confusión de sus respectivas funciones.

En ciertas ocasiones el producto que se extrae en estos procesos es la esencia del producto propiamente dicha. Es decir, el líquido y en otras ocasiones el sólido de dichos compuestos e incluso en raras ocasiones ambas cosas a la vez. Por ejemplo, cuando obtenemos cafeína del café solemos usar café descafeinado para hacer la bebida de café, en otras ocasiones también se emplea la cafeína para la elaboración de refrescos entre otros usos.

La naturaleza de los componentes obtenidos depende de la materia prima utilizada, así como también del líquido de la maceración. En la mayoría de los casos es común que el producto extraído se deje secar al sol, calor artificial o inclusive dejar en liofilización que básicamente es la deshidratación del producto por frio, en la herboristería que es el arte de emplear plantas y hierbas medicinales para preparar menjurjes caseros que se usan para aliviar dolencias, malestares entre otras cosas.

¿Para que se usa?

Para muchas personas es la salsa tradicional de la cocina mediterránea debido a sus orígenes, suele usarse como una especie de condimentos para platos de pescados y mariscos como calamares, sepias, gambas entre otros, en carnes a la brasa, verduras a la plancha, papas asadas, fritas o cocidas.

Es usual su uso en España especialmente en Cataluña es común aplicarlo en platos locales como por ejemplo las butifarras con judías blancas o el conejo a la brasa en alioli. También, es usual su uso en el campo de Cartagena en alicante, Castellón y Valencia se utiliza en platos paellas o arroces principalmente en aquellos platos preparados a base de mariscos o pescados; también se suele usar en países como Francia, Italia, y algunos países del continente africano al que le llaman Toum.

Hoy en día es mucho más frecuente su elaboración que a partir de una mezcla procesada de mayonesa a la cual se le agrega ajo que hace que su sabor sea más digerible y agradable al gusto, ya que el sabor de la salsa original resulta ser muy fuerte para el paladar moderno.

El aceite de ajo también sirve para evitar el mal aliento, adelgazar, limpiar la sangre, así como también, ayudar al sistema cardiovascular, pulmonar e intestinal, entre muchas otras cosas.

Contraindicaciones del aceite de ajo

Sin embargo, este aceite tiene algunos inconvenientes o efectos secundarios que pueden ser en algunos casos perjudiciales para la salud. Es por eso que no puede abusarse de su consumo ni aplicarlo en altas dosis.

Entre estos efectos adversos se encuentran; el aumento del riesgo hemorrágico es por esto que no debe consumirse si le van a realizar alguna cirugía quirúrgica y odontológica; baja los niveles de glucosa en la sangre debido a esto las personas que toman hipoglucemiantes por alguna condición médica, deben consumirlo con precaución debido a que puede bajar aún más los niveles de azúcar en la sangre; causa trastornos digestivos como gases, eructos, repulsión, dolor abdominal, vómitos, acidez, diarreas, estreñimientos entre otros; puede causar reacciones cutáneas debido a esto su aplicación no es recomendada para niños y bebes menores a 1 año, ya que causa quemaduras, salpullidos y alergias en la piel.